Una mujer febril de Wuhan ‘engañó’ a la policía para ir a cenar a Lyon (Francia)

Una mujer china salió de su casa en dirección a Lyon (Francia). Estaba acabando 2019 y decidió ir de vacaciones al país galo, donde poco después de llegar decidió ir a cenar a un reconocido restaurante. Hasta aquí, todo normal… si no fuera por lo que ella misma escribió en redes sociales. Y es que la joven aseguró que había estado varios días con fiebre y tos antes de salir de China hacía Francia. ¿Adivinan dónde vive? Efectivamente, en Wuhan, la ciudad del misterioso virus.

«Finalmente he podido comer bien, me he estado muriendo de hambre durante dos días, pero cuando estás en una ciudad gourmet, no puedes hacer otra cosa que ir a un restaurante con estrella Michelin. Justo antes de venir (a Lyon) tenía fiebre y tos. Tenía miedo y me apresuré a tomar medicamentos, con lo que logré rebajar los síntomas», escribió la mujer en WeChat. Ahora, la alerta por el coronavirus de Wuhan ha llevado a varias personas a avisar a las autoridades.

El crecimiento exponencial de los afectados por este extraño virus, denominado ‘2019-nCoV-, ha provocado que se extremen todo tipo de medidas para evitar una hipotética expansión. De momento, ya ha afectado a casi 900 personas, además de ser responsable de 26 muertes, y ha sido capaz de salir de China: países como Corea del Sur, Hong Kong, Estados Unidos, Vietnam y Camboya, entre otros, ya se han visto afectados por el virus, lo que provocó una rápida reacción en Francia.

No en vano, la mujer había conseguido ‘engañar’ a las autoridades chinas para dejar el país. En ese momento, no existía la prohibición de vuelos, pero ante la posibilidad de que el desconocido virus se convirtiera en algo potencialmente peligroso, los aeropuertos locales iniciaron un protocolo: escaneos térmicos para impedir que nadie con fiebre saliera de Wuhan. Pero esta mujer consiguió superar el control gracias a los antipiréticos que tomó para conseguir rebajar la fiebre y poder volar.

Decenas de personas llamaron a la embajada china en París para avisar de lo que había pasado con esta mujer. Efectivamente, había salido de Wuhan antes de que se estableciera la prohibición de salir de la ciudad para evitar que el virus se expanda descontroladamente, pero el hecho de que ella misma avisara en redes sociales de los síntomas que estaba sufriendo llevó a muchas personas a poner sobre aviso a las autoridades. ¿Podría haber sufrido el virus?

Imagen de la cena en Lyon de la mujer de Wuhan que subió a las redes. (WeChat)

Imagen de la cena en Lyon de la mujer de Wuhan que subió a las redes. (WeChat)

Tras un rápido trabajo, la embajada china en París consiguió localizar a la mujer, a la que solicitó que acudiera rápidamente a los servicios médicos para que analizaran qué tipo de enfermedad es la que sufría. Solo un día después, un nuevo comunicado explicaba que la temperatura de la mujer estaba bajo control y que no existían más síntomas de fiebre o tos, por lo que ya no necesitaba nuevos exámenes médicos al estar recuperada de su enfermedad, tal y como informa ‘BBC’.

Pero el temor de los ciudadanos locales de que haya podido sufrir el virus y contagiarlo es real, lo que ha llevado a muchos a criticar su publicación en redes sociales, ante la irresponsabilidad que pudo haber supuesto su decisión de viajar pese a saber en qué estado se encontraba. Para evitar que vuelva a suceder, Wuhan ha cancelado todo el transporte público de la ciudad y los de larga distancia, una iniciativa que también han seguido otras ciudades de la provincia de Hubei.

Se el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*