Perdió las elecciones y nombró a más de 400 personas

El intendente electo lo acusa de violar una ley provincial que impide tales nombramientos.

Un escándalo institucional se está desarrollando en el este catamarqueño. El intendente saliente de Los AltosRafael Olveira (Frente de Todos), quiere pasar a planta permanente y recategorizar a 217 personas, luego de perder las elecciones el pasado domingo frente a Raúl Barot, quien ganó con el partido municipal Unidos por Santa Rosa, aliado al oficialismo. Mientras tanto se conoció que Olveira ya había nombrado a 200 personas antes de las elecciones generales y luego de perder las PASO, entre las cuales habría parientes del actual mandatario.

Olveira estuvo doce años en el poder, pero recién a un mes de dejar su cargo intenta tomar la medida. Fuentes del municipio informaron que abogados municipales habían adelantado la imposibilidad del municipio de afrontar lo que resultaría un embate a las finanzas municipales, por ese motivo, la oposición no dio quórum a la sesión de ayer en el Concejo Deliberante, y dejó trunco el intento.

El intendente electo de Los Altos, Raúl Barot, marcó que tal medida es ilegal, y que ya se comunicó con el gobernador Raúl Jalil, con quien mantendrá una reunión la próxima semana para plantearle la gravedad de la situación. “Olveira emitió contratos truchos, jugó con la necesidad de la gente al hacer nombramientos ilegales”, aseguró.

En noviembre del año pasado, Catamarca aprobó una ley que en impide a los municipios nombrar personal: “El artículo 11 de la ley provincial 5677 dice que los gobiernos municipales se comprometen a no incrementar la relación de cargos del sector público municipal a los empleados públicos en planta permanente temporal o contratada en la fecha de implementación de la ley sancionada el 26 de noviembre de 2020. Ningún municipio puede incrementar la planta de empleados”, explicó.

“Incrementar la planta es totalmente ilegal porque hay una ley que lo prohíbe. Estos contratos se dieron en muchos casos por una cuestión electoral y es de gente que nunca fue a trabajar. El informe de la Dirección de Inspección Laboral acredita que ninguna de estas personas contratadas figuran en los listados. Me duele que se haya jugado con la necesidad de la gente”, lamentó.

Sobre el supuesto intento de fuga de documentación y de bienes municipales adelantó que no cree que haya una transición tranquila aunque ya pidió el inventario de bienes. Dijo que el intendente actual puede retirar la documentación municipal en guarda, pero que después del 10 de diciembre van a requerir todo lo que sea necesario para ordenar el municipio.

El actual intendente dio además un aumento salarial del 10% en el municipio a partir de noviembre de 2021. El concejal opositor Carlos Olveira (no es pariente), objetó: “Queda a las claras las malas intenciones del Intendente. El municipio está en déficit y hay un desequilibrio financiero por 83 mil pesos del cual no quieren rendir cuentas, pero antes de irse aumenta los sueldos”, criticó. 

Con respecto a los aumentos salariales, Barot consideró que “están dentro de lo normal”, aunque mencionó el carácter especulativo de la medida: “Lo podrían haber hecho antes de las elecciones”, dijo.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*