Apagón deja a oscuras a gran parte de Venezuela

“Da tristeza cada vez que estas cosas ocurren”, lamentó Estefanía, pues los cortes de electricidad son habituales en Venezuela. Crónicos desde hace años en la zona occidental, vienen extendiéndose a Caracas y otras áreas. 

Especialistas responsabilizan al gobierno socialista por falta de inversiones en el mantenimiento de la infraestructura en medio de una grave crisis económica, pero altos funcionarios denuncian frecuentemente actos de “sabotaje”.

La tarde de este jueves un apagón eléctrico afecto a la capital de Venezuela y a distintos estados, esto debido a problemas con la principal hidroeléctrica del país. Foto: Reuters

– “Guerra eléctrica” –

Hace un año, Maduro ordenó a la Fuerza Armada activar un plan especial para custodiar instalaciones del sistema eléctrico ante lo que llama una “guerra eléctrica” para generar descontento popular, pero las fallas persisten.

“Hemos sido objeto nuevamente de la guerra eléctrica. Esta vez nos atacaron la generación y transmisión (…) en Guri”, mayor central hidroeléctrica venezolana, dijo a la televisora estatal VTV el ministro de Energía Eléctrica, Luis Motta Domínguez.

Corpoelec denunció, sin dar mayores detalles, un sabotaje en el embalse, ubicado en el estado Bolívar.

“Sabotearon la generación en Guri… Esto es parte de la guerra eléctrica contra el Estado. ¡No lo permitiremos! Estamos trabajando para recuperar el servicio”, publicó en Twitter la compañía.

Guri es una de las mayores represas generadoras de energía en América Latina, superada solo por la de Itaipú, entre Brasil y Paraguay.

– Parálisis –

Antes del anochecer, los apagones paralizaron el comercio.

El bolívar, la moneda local, ha perdido valor aceleradamente a causa de continuas devaluaciones y una hiperinflación que el FMI proyecta en 10.000.000% para 2019.

Ello ha provocado escasez de efectivo, pues el billete de máxima denominación, 500 bolívares, equivale a apenas 15 centavos de dólar, siendo insuficiente para comprar siquiera un caramelo.

La situación hace que las transacciones electrónicas sean indispensables, incluso para operaciones pequeñas como comprar una barra de pan.

Adriana Bellorín, una abogada, había salido a buscar comida. “Sin luz no puedo comprar”, comentó a la AFP, quejándose por los recurrentes cortes eléctricos.

Se el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*