Comerciante le practicó RCP a un bebé y le salvó la vida

El pequeño Giovanni Morales, de 2 años y cinco meses, se salvó gracias a la reanimación cardiopulmonar (RCP) que un vecino le practicó en momentos que su padre pedía a gritos auxilio porque su pequeño no respondía. Esto sucedió el domingo pasadas las 18, frente al inmueble que la familia Morales tiene en el pasaje Lescour al 460, atrás de la Escuela 245 de esta localidad.
En diálogo con LA ARENA Félix Raúl Peralta (45 años), más conocido como “Negrín”, relató el episodio que afortunadamente tuvo final feliz. En momentos que estaba trabajando en el minimercado que tiene junto a su señora Fabiana Pirani, entró su hija Malena (16 años) a los gritos pidiendo que llamaran una ambulancia.

Intervención.
“Cuando salí, vi que mi vecino Morales venía con su pequeño en brazos, y de manera desesperada pedía ayuda. Sin pensar un segundo, pedí que me lo diera y lo recosté sobre el suelo. Allí empecé a realizarle RCP, no sé si fueron 3 ó 5 minutos. El nene estaba totalmente desvanecido y tenía su cara morada, pero gracias a Dios luego de mi intervención dio el primer resuello. A partir de allí, noté que su corazón latía y a través de su abdomen que respiraba con normalidad, así que empecé a realizarse masajes sobre el pecho hasta que llegó la ambulancia”, señaló.
“Negrín” manifestó que los padres de Giovanni, Jonathan Morales y Lucía Miranda, estaban totalmente desesperados, además había muchos vecinos que se acercaron al lugar y lloraban porque no sabían qué hacer. Fueron minutos de mucha exaltación y nerviosismo. “En un momento el niño abrió los ojos y no entendía lo que estaba pasando”, dijo, al mismo tiempo que aseguró que comenzó a darle aire y a pedirle a la gente que se alejara para que pudiera respirar mejor.
El comerciante adujo que una vez que llegó personal de salud, se hizo a un lado y dejó que intervinieran los profesionales. “La policía y la ambulancia llegaron muy rápido”, remarcó.

Conocimientos de RCP.
Peralta mencionó que los conocimientos de RCP los adquirió a los 18 años, cuando hizo el servicio militar en el Destacamento situado en la localidad de Toay. En ese entonces aprendimos primeros auxilios, además de cómo rescatar a una persona cuando se ahoga, y cómo debe hacerse un torniquete, entre otras intervenciones.
“Pasaron 27 años de aquella experiencia, pero afortunadamente recordé cómo debía procederse, y no dudé un segundo en actuar. Más allá que son momentos difíciles, la gente debe saber que hay que tratar de mantener la calma para saber qué hacer”, indicó.
En ese sentido solicitó a la gente que debe tomar conciencia sobre la importancia que tiene que todos sepan aplicar RCP. “Nunca se sabe en qué momento puede ser útil su aplicación. Gracias a Dios el nene revivió y hoy lo podemos contar”, añadió.

Hospitalizado.
El pequeño fue trasladado hacia el hospital Padre Buodo, donde recibió asistencia y unas horas después recibió el alta médica. Los profesionales pusieron énfasis en que el menor se salvó por los primeros auxilios que recibió de parte de Peralta.
De acuerdo a lo informado por el vecino, el niño había regresado ayer al centro de salud porque tenía fiebre, pero “está bien”, aclaró. No supo decir qué fue lo que le había pasado al pequeño. “La verdad que me pareció incómodo indagar sobre el problema que tuvo. Sólo me limité a ayudar”, sostuvo.
Negrín afirmó que “cuando uno tiene hijos hace cualquier cosa porque no se sabe si algún día le puede pasar a uno. No puedo explicar lo que siento al saber que le salvé la vida a un niño tan pequeño, a un angelito. La verdad que fue una bendición que haya estado en ese momento, y que haya podido hacerle RCP. El destino estaba marcado, y gracias a Dios para bien”, finalizó muy emocionado Félix Peralta.
La familia de Negrín está compuesta por su señora Fabiana, y sus hijas Sofía (18 años) y Mía de 11 meses. Además la integran los hijos de su mujer, Mateo (15 años), Malena (16 años), y Rodrigo (17 años).

FUENTE :LA ARENA